sábado, 23 de junio de 2018


                 BRINDARSE

Ella se desnuda,
queda a la intemperie,
abre puertas y ventanas
quita cadenas y cerrojos,
es la sutil invitación
para ingresar a su casa.

Ella pergeña en silencio,
es su hijo casi,
una gestación muy íntima
no para sí misma,
sino para compartirla,
todo lo brinda amorosamente,
es su naturaleza, su esencia .

Y por qué retendría,
lo que nació para los otros,
si el placer de quién escribe
será siempre el compartirlo.

Ella es una privilegiada,
las palabras son su nexo,
percibe a su vida como un libro,
que no duerme en biblioteca,
porque su misión es ofrendarlo.


Viviana Laura Castagno Fuentes