Seguidores

sábado, 18 de junio de 2016


             COMPARTIR EL ALMA


Escribir es ponerle voz al corazón,
es minimizar a la mente un rato 
es dejar que se exprese el alma
sin límites, con la libertad garantizada.

Escribir supone un acto de amor, 
una entrega sin medida, generosa, 
es compartir sentimientos íntimos,
es desnudar para otros, 
lo que el espíritu clama a gritos.

Escribir es satisfacción, plenitud, 
es la sensación de la tarea cumplida 
sentir que un gozo inmenso e inefable 
arropa la desnudez compartida. 



Viviana Laura Castagno Fuentes